Blog

¿En qué consisten las costas judiciales?

En que consisten las costas judiciales

Las costas judiciales son los gastos que se originan en un proceso judicial. Generalmente comprenden los costes de cada una de las partes.

¿Qué gastos se incluyen en las costas judiciales?

Todo proceso judicial genera gastos. Algunas costas tienen que ver con el pago de honorarios a profesionales, abogados, peritos u otros técnicos necesarios para el desarrollo del proceso. Otras se basan en gastos generados por gestiones y documentación que se requiere para la instancia judicial. En caso de dudas o de intención de interponer reclamaciones, lo mejor siempre es contar con los servicios de un buen abogado.

¿Qué incluyen las costas judiciales?

  • Honorarios del abogado y de la representación técnica, cuando sea obligatoria la presencia de estos profesionales.
  • Publicación de edictos y anuncios durante el proceso cuando sea obligatoria.
  • Derechos de peritos y demás pagos que resulten de la contratación de personas que haya sido necesario contratar en el proceso. Los honorarios serán los estipulados por el colegio profesional que corresponda.
  • Los gastos ocasionados por certificaciones, copias, documentos, testimonios, notas que sea necesario presenta Se exceptúan los reclamados por el tribunal a registros públicos que serán gratuitos.
  • Derechos de aranceles correspondientes a actuaciones necesarias para el proceso.
  • Tasa por el ejercicio de la potestad jurisdiccional, cuando sea preceptiva. No se incluyen en las costas del proceso la tasa en procesos de ejecución de hipotecas para la adquisición de viviendas. Tampoco se consideran costas del proceso las tasas en otros procesos de ejecución de préstamos hipotecarios.

¿Quién paga las costas judiciales de un proceso?

El artículo 241 de la Ley de Enjuiciamiento Civil establece que cada parte pagará los gastos y las costas del proceso causados por su actuación en el proceso. El pago se realizará a medida que las costas de vayan produciendo.

Por su parte, el artículo 394 de la Ley mencionada dispone que las costas de la primera instancia se impondrán a la parte cuyas pretensiones han sido rechazadas en su totalidad. Se  establece la excepcionalidad cuando el Tribunal tiene dudas.

En la realidad, es en la resolución emitida por el Juez donde  se dilucida quién debe pagar las costas procesales.

¿Cuáles pueden ser las disposiciones del Juez con respecto a las costas judiciales en una resolución?

  • Una posibilidad es que la resolución del Juez establezca explícitamente que la parte que perdió el juicio debe abonar las costas judiciales surgidas en el mismo. En este caso, la parte a la que el procedimiento dio la razón, solicitará el pago de las costas que él ha asumido por el proceso.  Esto implica que la parte que perdió el juicio, además de sus gastos, deberá pagar los de la otra parte.
  • Otra posibilidad es que el Juez no se pronuncie sobre las costas en la resolución. Cuando esto ocurre, cada parte pagará sus gastos.

¿Qué es el proceso de tasación de costas?

Cuando la resolución judicial dispone que la parte que perdió el juicio debe pagar las costas procesales, el que lo ganó presentará la solicitud correspondiente.  Se inicia entonces el proceso de tasación de costas, que es la determinación oficial del importe que se debe pagar.

En esta solicitud el solicitante presentará todos los comprobantes que justifiquen los gastos que pagó durante el juicio.  Se incluirán minutas y facturas correspondientes a pagos profesionales o por servicios prestados.

El Secretario judicial o el Letrado de la Administración de Justicia tasarán las costas valorando la documentación presentada en relación al proceso. Una vez que se establecieron las costas judiciales finales, se informará a quien debe pagarlas. Si no está de acuerdo con la cuantía, puede impugnar por costas excesivas o indebidas.

¿Qué ocurre con las costas judiciales cuando se produce un desistimiento durante el procedimiento?

Puede ocurrir que el demandante que inició el procedimiento judicial desista de continuarlo antes de la sentencia. En este caso, si el demandado acepta el desistimiento, cada parte paga los costos que han tenido hasta el momento. Cuando la parte demandada no acepta el desistimiento, la que demandó y desistió debe hacerse cargo de las costas procesales.

¿Pagan costas judiciales los beneficiarios de asistencia jurídica gratuita?

La ley 1/1996, de 10 de enero, de Asistencia Jurídica Gratuita, exonera del pago de  las costas judiciales a quienes acrediten insuficiencia de recursos para litigar. Esta disposición se fundamenta en los preceptos constitucionales que obligan a asegurar a todas las personas el acceso a la tutela judicial efectiva.

Las disposiciones de esta ley se aplican en todo tipo de procesos judiciales, incluidos los recursos de amparo, la vía administrativa previa, el asesoramiento previo al proceso. Es decir, que las personas amparadas por la Ley de asistencia jurídica gratuita quedan eximidas de pagar costas judiciales.

El beneficio de la justicia gratuita se adquiere cuando se presenta cuando se inicia un procedimiento penal o civil, y se mantiene mientras dure el proceso.

La persona que se ampare en la Ley 1/1996 debe acreditar que carece de patrimonio suficiente, a nivel personal y de la unidad familiar, para pagar las costas. La ley establece parámetros que permiten calcular estos topes.

Algunos casos excepcionales previstos en la Ley de Asistencia Jurídica Gratuita

La asistencia jurídica gratuita y la consiguiente exoneración de pago de costas, en términos generales benefician a personas que no tengan recursos para encarar el procedimiento judicial.  Pero la ley concede también este derecho a otros casos, independientemente de la disposición de esos recursos:

  • Se reconoce el derecho de asistencia jurídica gratuita a las personas que acrediten secuelas permanentes a causa de un accidente, que intervengan en un litigio para reclamar la indemnización por los daños sufridos.
  • También tienen derecho a asistencia jurídica gratuita, aunque tengan recursos, las asociaciones cuya finalidad sea la promoción y defensa de los derechos de las víctimas del terrorismo.

Cuando se inicia un procedimiento judicial es importante elegir bien  el asesoramiento de un abogado especialista en el área del litigio. Tanto en la gestión del proceso en sí mismo cono en el tema de las costas judiciales, un profesional con experiencia puede lograr los mejores resultados para su cliente.

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Deja tu número y cualquier comentario que necesites y te llamaremos lo antes posible. Muchas gracias.

    Nombre (requerido)

    Teléfono (requerido)

    Comentario

    Acepto los   términos y condiciones .