Blog

Qué gastos tiene una demanda por accidente de tráfico

Qué gastos tiene una demanda por accidente de tráfico

Los gastos asociados a la presentación de una demanda por accidente de tráfico no son fijos, ni iguales en todas las situaciones. Dependen de varios factores. Uno de ellos es la complejidad del caso, otro podría ser el equipo legal y técnico elegido para actuar en la demanda.

El comienzo del proceso

El proceso habitual para la reclamación comienza con la presentación a la aseguradora de una reclamación de indemnización acompañada por los documentos probatorios del caso.

Después de recibir esta solicitud, la compañía de seguros la analiza estudia el caso y realiza la oferta motivada. Es la propuesta de indemnización que la aseguradora entiende que corresponde de acuerdo con el caso.

Si el perjudicado no está conforme con lo que la aseguradora le ofrece, intentará negociar para mejorar la indemnización. Cuando estas negociaciones con la compañía de seguros no tienen éxito la víctima del accidente puede presentar una demanda ante los tribunales.

Si bien el proceso previo a la demanda puede ser llevado a cabo por la víctima del accidente, generalmente se acude a un abogado especialista en tráfico. El profesional asesora a su cliente acerca de los pasos a seguir y de sus opciones. Hasta aquí, los gastos de la reclamación son los honorarios del profesional.

Pero el asunto se complica y los costes aumentan cuando se hace necesaria una demanda judicial. ¿Cuándo es necesario interponer una demanda por accidente de tráfico? Se interpone una demanda judicial cuando la reclamación de indemnización a la aseguradora no da resultados.

¿Qué gastos se deben asumir cuando se interpone una demanda judicial por accidente de tráfico?

Para estimar y entender los gastos que suele tener una demanda por accidente de tráfico es preciso conocer cómo es este proceso.

Honorarios de un abogado especialista en tráfico

En primer lugar, se debe tener en cuenta que el proceso en los tribunales exige la contratación de un abogado. Aunque cualquier abogado puede llevar el caso, la mejor opción es contratar un abogado especialista en tráfico.

Su especialización hace que conozca minuciosamente la legislación que regula los asuntos de tráfico. Además, su experiencia le permite saber de la jurisprudencia específica que recoge las decisiones de los tribunales en casos complejos.

¿Cuánto cuesta contratar un abogado para una demanda por accidente de tráfico? Algunos abogados cobran honorarios fijos por sus servicios legales. Estos honorarios pueden variar según el bufete. Hay otros abogados que solo cobran si se gana la demanda. En este caso, usualmente se pacta un porcentaje del importe recibido.

Los honorarios se coordinan en una consulta inicial, que generalmente es gratuita, en la que se presenta el caso. En esta entrevista es posible evaluar al profesional y tener una idea de si tiene la experiencia para abordarlo.

Honorarios de un procurador

La Ley de Enjuiciamiento Civil establece que es necesario contar con la representación de un procurador para actuar ante los tribunales cuando la cuantía reclamada es superior a 2.000 euros. La función principal es representar al cliente durante el proceso. El procurador se encarga de presentar los escritos procesales, como las demandas, recursos, alegaciones. Recibe y tramita las notificaciones y comunicaciones judiciales representando a su cliente. Se encarga de agilizar las tramitaciones, y facilita la comunicación entre el abogado, el cliente y el juzgado.

El procurador cobra de acuerdo a lo establecido en el Arancel de Derechos de los Procuradores de los Tribunales. El importe que debe recibir depende de la cuantía de la demanda y del trabajo efectivamente realizado.

Costos adicionales

Los honorarios del abogado y del procurador son los costes básicos que se deben asumir en una demanda por accidentes de tráfico. Pero generalmente surgen otros gastos adicionales que aparecen a medida que transcurre el proceso.

Algunos de estos costos son:

Costos de peritaje

Si bien puede considerarse un gasto extra, son muchas las ocasiones en las que se necesita un perito. Los peritos son expertos en distintos campos y su opinión técnica puede ser crucial para acreditar las partidas indemnizatorias reclamadas.

Dependiendo del caso, se pueden necesitar peritos para determinar la responsabilidad del accidente, para evaluar las lesiones sufridas, para evaluar los daños materiales, entre otros. Todas son variables que contribuyen a determinar la indemnización.  

Los peritos cobran por el informe pericial y por acudir a juicio, los costes dependerán de la complejidad y del trabajo realizado.

Tasas judiciales

Las tasas judiciales son un gasto que debe abonarse para poder iniciar el procedimiento judicial. Los particulares están exentos del pago de tasas judiciales.

Antes de iniciar el proceso de demanda es conveniente consultar a un abogado especializado en la materia para determinar si se aplican tasas judiciales, cuál es su cuantía y si existen posibilidades de exención o reducción de las mismas.

Otros gastos

A medida que el proceso de la demanda avanza, es probable que surjan otros gastos que el demandante debe asumir. Por ejemplo, gastos de desplazamiento. En algunos casos, puede ser necesario que los abogados, procuradores o peritos involucrados se desplacen. Estos gastos pueden incluir transporte, alojamiento, etc.

También existirán gastos por obtención y copias de documentos, traducciones, entre otros. Todos estos gastos se suman para conformar el coste final del proceso de la demanda.

¿El que pierde paga las costas del juicio?

Las costas de un juicio son los gastos y honorarios derivados del proceso judicial. Incluyen los honorarios de abogados, procuradores, peritos, tasas judiciales y los demás gastos.

La regla general es que las costas del proceso deben ser pagadas por la parte que pierde el caso, es decir, por la parte que no tiene sentencia favorable.  El juez suele ordenar al perdedor que reembolse los gastos del litigio a quien obtuvo la sentencia favorable.

Sin embargo, en algunos casos el juez puede decidir que cada parte asuma sus propias costas, u ordenar una distribución proporcional de las costas. El criterio del juez será el que se imponga.

Cuando la persona que demanda presenta el caso al abogado que ha elegido para el procedimiento, este valorará las posibilidades de ganar y podrá ofrecer orientación acerca de las costas. Es importante estimar las probabilidades de éxito en función de todos estos gastos que el proceso implica.

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Deja tu número y cualquier comentario que necesites y te llamaremos lo antes posible. Muchas gracias.

    Nombre (requerido)

    Teléfono (requerido)

    Comentario

    Acepto los   términos y condiciones .